Los tratamientos oncológicos se caracterizan, en el plano alimentario, por debilitar el organismo en pacientes que los reciben; llevar a cabo una nutrición adecuada puede mejorar la calidad de vida en aquellas personas afectadas por un gran número de enfermedades, como es el caso de cáncer.

Para superar los efectos de un tratamiento de quimioterapia, así como de los fármacos aplicados durante el proceso, es esencial mantener una alimentación rica en nutrientes, que sirva como complemento, pues la capacidad de aguante de las personas afectadas será “mucho mayor”, según informa el jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid y director científico del Instituto Ramón y Cajal de Investigación Sanitaria, Alfredo Carrato.

La clave de mejora, mediante una nutrición apropiada, es el aporte de reservas y energía que supone contar con una alimentación sana, variada y cómoda. Por esta razón, en los equipos de tratamientos tumorales se precisa contar con personal experto en nutrición. Los cursos de nutrición aportan una formación actualizada sobre las pautas alimentarias necesarias que deben seguirse en el tratamiento de enfermedades como el cáncer. Esta formación es útil tanto para profesionales del sector alimentario, sanitario y sociosanitario, como para todas aquellas personas que deseen aprender por su cuenta qué procesos son los más adecuados durante la implantación de una dieta determinada, para abordar casos concretos como son las enfermedades oncológicas.

Cabe destacar que existen una serie de inconvenientes que dificultan la alimentación en pacientes con cánceres específicos; tumores detectados en cabeza, cuello, esófago, pulmón y estómago empeoran la capacidad de nutrirse, debido a causas como la ingesta de alimentos sólidos, pérdida de apetito y de gusto, diarreas, o pérdida de peso, entre otras. Estos inconvenientes se agravan en situaciones de quimioterapia, radioterapia, cirugía y otros tratamientos neoplásicos. proyecto-innotutor-euroinnova1No obstante, en estos casos pueden emplearse alternativas nutricionales para mejorar la alimentación de pacientes oncológicos. Estudiar un Master Francisco de Vitoria, especializado en el área biosanitaria y farmacéutica, ayuda a entender y trabajar sobre el proceso alimentario en pacientes con cáncer, ya que este tipo de programas formativos están dirigidos exclusivamente al ámbito profesional sanitario.

En relación al tratamiento nutricional aplicado a personas con cáncer, la web CinfaSalud aconseja una serie de normas para evitar la desnutrición, tales como el fraccionamiento de la dieta, el incremento de legumbres, verduras y pescado, así como beber abundantes líquidos.

Etiquetas: , , , , , ,
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *