12.213 cursos gratis
8.308.570 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Analgésicos opioides

Autor: leidy johanna valencia alzate
Curso:
8/10 (2 opiniones) |2572 alumnos|Fecha publicación: 20/04/2006
Envía un mensaje al autor

Capítulo 3:

 Opioides menores

SEGÚN LA POTENCIA ANALGÉSICA: OPIOIDES MAYORES, DE ACCIÓN MIXTA Y MENORES

LA ESCALERA ANALGÉSICA:

Ante la presencia de dolor se pasa al primer escalón: Analgésicos no opioides ( AINES) .

Ante la persistencia o incremento del dolor se sube al segundo escalón: Opioides débiles (codeína, tramadol)

Ante la persistencia o incremento del dolor se debe alcanzar el tercer escalón: Opioides potentes (morfina, metadona, buprenorfina) .

Si un fármaco deja de ser efectivo, no debe sustituirse por otro de eficacia similar, sino que debe prescribirse otro que sea claramente más potente

OPIOIDES MENORES

Se indican especialmente en pacientes con dolor leve-moderado que no se controla con analgésicos menores y como alternativa al efecto gastrolesivo de los AINE. Constituyen el segundo escalón analgésico en la escala de la OMS, siendo los más representativos la codeína y el tramadol.

Su empleo de altas dosis esta limitado por la aparición de efectos adversos.

Pueden administrarse en asociación con analgésicos menores, pero en ningún caso deben asociarse a un opioide mayor ni dos opioides débiles entre sí.

Heroína

Se hidroliza con mayor rapidez hasta dar 6-monoacetilmorfina (6-MAM) que a su vez se hidroliza en morfina.

Tanto la heroína como 6-MAM son mas liposolubles que la morfina y entran mas fácil al encéfalo.

Se excreta generalmente en la orina como morfina libre y conjugada.

Codeína

Es un analgésico opioide débil que se une a los receptores opiáceos mu localizados en el sistema nervioso central interrumpiendo las vías dolorosas ascendentes. También tiene actividad como antitusígeno y antidiarreico al disminuír el peristaltismo intestinal.

Sus indicaciones son el tratamiento del dolor leve o moderado empleándose sola o en combinación con AINE, produce somnolencia y estreñimiento lo que limita en ocasiones su uso crónico.

Se suele administrar como analgésico a dosis de 30 mg. cada 4-6 h en adultos. La dosis máxima diaria es de 240 mg.

Ocasionalmente puede producir trastornos gastrointestinales como anorexia, náuseas, vómitos alteraciones respiratorias y alteraciones del SNC como vértigo, cefalea, nerviosismo, excitación, confusión mental y debilidad.

PACIENTES GERIATRICOS: Son más propensos a padecer hipertrofia prostática y disfunción renal asociada con la edad(retención urinaria). Además,pueden presentar una reducción del metabolismo o eliminación de estos fármacos. Se aconsejan dosis menores o intervalos de dosificación más largos que son, en general, eficaces terapéuticamente.

NIÑOS PREMATUROS:La codeína atraviesa la barrera hematoencefálica inmadura en grandes cantidades produciendo depresión respiratoria desproporcionada.Los niños son más sensibles a los efectos adversos por lo que sólo se administrará hidrocodeína con precaución especial y cumpliendo estrictamente la posología.No se recomienda su uso en recién nacidos

La codeína está contraindicada en depresión respiratoria, crisis asmáticas y enfermedad pulmonar obstructiva crónica, al igual que el resto de analgésicos opioides.

 La codeína produce una baja incidencia de dependencia física y efectos secundarios de poca intensidad.

Tramadol

El tramadol es un analgésico opiáceo, agonista puro que ejerce su acción analgésica al unirse a los receptores opiáceos mu, kappa y delta.

El tramadol está indicado en el dolor agudo y crónico, moderado a intenso,así como en el dolor neuropático.

La dosis habitual por vía oral en adultos es de 50-100 mg, seguido de 50-100 mg cada 6-8 h. Las formas  retardadas se suelen administrar en dosis de 50-100 mg cada 12 h, pudiendo incrementar hasta 150-200 mg cada 12 h según intensidad del dolor.

Se recomienda siempre seleccionar la dosis menor con eficacia analgésica y no administrar más tiempo del estrictamente necesario.

Los efectos adversos más característicos son nauseas, somnolencia, vértigo, cefalea, estreñimiento y vómitos.

Aunque el riesgo de dependencia y abuso es menor que con otros opioides, no debe descartarse tras una administración repetida durante largo tiempo.

La interrupción brusca de un tratamiento, en pacientes con dependencia física, puede precipitar un síndrome de abstinencia.

En los ancianos se recomiendan dosis menores.

Se debe tener precaución en pacientes con insuficiencia hepática por lo que la dosis debe ajustarse al gradiente de incapacidad funcional del mismo.

El tramadol es absorbido rápidamente con un comienzo máximo de acción 1,2 - 2 horas.

El tiempo de vida media de 5-6 horas soporta una administración cada cuatro a seis horas.

El tramadol se metaboliza en un 85% en el hígado con solamente un 30% de efecto de primer paso.

La biodisponibilidad de la dosis individual es de un 70%, la dosis múltiple es de 90-100%.

El tramadol tiene una buena solubilidad en lípidos y agua con capacidad para cruzar rápidamente la barrera sanguínea del cerebro y tiene una alta afinidad con los tejidos.

La influencia de la edad sobre la farmacocinética del tramadol es baja y se puede usar la dosis normal de adulto hasta la edad de 75 años.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a Analgésicos opioides


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Cómo adelgazar comiendo
Con frecuencia fracasamos en el intento de reducir nuestro exceso de peso, y eso... [15/03/02]
474.841  
2. Cómo eliminar el estrés con la dieta
El estrés y la ansiedad afectan más que ninguna otra cosa a la calidad y el éxito... [19/03/02]
138.395  
3. Mejora tu salud a través de la respiración
La respiración es un hecho automático que realizamos sin pensar. Por ello, no le... [04/04/02]
57.177  

El blog de mailxmail|¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


¿Recibir novedades de Salud? ¡No te costará nada!