12.213 cursos gratis
8.308.239 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Curso de autodefensa psíquica

Autor: Gustavo Fernández
Curso:
8,86/10 (42 opiniones) |32129 alumnos|Fecha publicación: 23/06/2006
Envía un mensaje al autor

Capítulo 48:

 Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

TRABAJOS DE MEDIANOCHE CON EXÚ Y POMBA GIRA EN QUIMBANDA Y CANDOMBLÉ

Cuando se realiza un trabajo con Exú o Pomba Gira, los practicantes insisten muy puntualmente en que a aquellos hay que "pagarles". Ex ú, o su versión femenina, la Pomba Gira, no realizarán ningún trabajo en el que no se les pague. No importa la entidad que sea, todos dicen realizar trabajos, cumplir pedidos, siempre y cuando haya un pago por los servicios realizados.

Cuando se hace caridad, los elementos que se utilizan son aquellos que sobran de otros trabajos o de ofrendas y regalos que se le hacen a la entidad.

Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

Al realizar el pedido se le hace una ofrenda y se le promete algo en pago cuando ese pedido sea realizado.

Entonces deberá "pagarse" lo prometido, caso contrario las entidades -se dice- se cobrarán con creces lo suyo, haciéndoselo saber al incumplidor. Por eso se recomienda hacer el pedido con lo que se disponga en ese momento y prometer sólo aquello que se está seguro de poder cumplir. En ocasiones, especialmente si se trata de pedidos de dinero, poder, cuestiones sexuales, etc., el Exú o la Pomba Gira exigirá una cantidad determinada en pago de lo que ellos desean como recompensa. Eso sucede cuando se le está haciendo el pedido a una entidad que está "en tierra" (es decir, incorporada a una persona que le oficia de médium para poder comunicarse).

Para hacer el pedido hay que partir de lo elemental. Si se es "de religión" (es decir, que frecuenta un terreiro o congal) lo fundamental de la forma de hacer el pedido la conocerá el Pai o maestro espiritual del mismo. Pero puede tratarse de un simpatizante que gusta de frecuentar alguna casa de religión o templo y haya presenciado una "gira de Ex ú". También es posible que el solicitante solamente haya oído hablar de una Pomba Gira o de algún Exú en particular y nunca haya visitado un local donde se rinda culto a estas entidades.

Especialmente por esta última razón, explicaremos en detalle cómo es el "culto hogareño" a estas entidades.

Se afirma que toda persona sin ser "de religión" puede tener una imagen de Exú o de Pomba. Debe determinar un lugar específico donde la instalará, atenderá, servirá sus comidas, bebidas y enseres que son del gusto de la misma. La adquisición de las imágenes depende también del grado de "afinidad" que el adquiriente perciba en el momento de la compra. Llevadas al lugar de destino, debe serv írsele inmediatamente, si es una Pomba, una copa con sidra o champaña; una copa que será únicamente de ella y se comprará con ese fin. Se le encenderán cigarrillos rubios largos, que son de su agrado, y se complementará el lugar con rosas rojas en número impar. Además, se le suelen acomodar en sus proximidades joyas, bijouterie, perfumes, etc.

Si se trata de un Exú, se le sirve en un vaso (que al igual que el caso anterior se comprará exclusivamente para él) bebidas que son de su agrado, como caña, aguardiente, whisky, ron, vermout seco, encendiéndole cigarros de hoja -charutos- o cigarrillos fuertes.

Otro elemento que deberá disponerse es un tridente. Se llama Tridente Hembra al que se le ofrece a la Pomba, y Tridente Macho al que se le acerca al Ex ú. El lugar tiene que ser tranquilo y alejado de las miradas curiosas y mal intencionadas.

Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

Una vez escogido el lugar donde las imágenes van a ser colocadas, deben depositarse siempre sobre el suelo.

Decorar el lugar con los colores preferidos de estas entidades (rojo y negro), cerca de la entrada de acceso a la vivienda o bien en el fondo.

Puesto que a Exú se le conoce como el Señor de los Límites y de los Cruces de Caminos, colocándolo en una línea de la casa, a la entrada, en el fondo o en un costado, estaría siendo ubicado en "su" lugar, un límite. A partir de ahí, el lugar se mantiene iluminado con velas. Para Exú, negra arriba y roja abajo. Para la Pomba, esos colores invertidos. Se mantienen las copas siempre llenas de las bebidas consagradas, y las flores renovadas cuando se agostan.

Cuando se realiza un trabajo con Exú o Pomba Gira, siempre hay que tener en cuenta la "ley de rebote" o "de retorno". Es decir, si se le pide a un exú se tiene que saber que ese trabajo será realizado por la entidad a la que se le pide, o ésta lo hace realizar por un componente de su "falange" o entidades a su cargo. Pero todo trabajo genera un efecto de retorno. Ese retorno significa que si se pide el mal contra otra persona, la entidad lo hará, pero al tiempo el solicitante recibirá kármicamente una consecuencia de similar tenor. Si se pide por el bien de alguien, también se recibirá el efecto rebote, pero en este caso en beneficio propio. Afirman los ideólogos de estas religiones que cuando se le hace un pedido a un exú, éste toma la energía del mismo solicitante. En su libro "A magia dos exús", Luely Figueiró escribe: "siendo así, debemos razonarlo de la siguiente manera: usted da a un escultor una porción de arcilla y él le esculpirá una obra con la misma. Dele una piedra y él le esculpirá otra obra de piedra. Así, también el trabajo de estos mentores (exús), nos entregarán las obras según el material que le ofrecemos..." y más adelante "aquellos que usan el "poder" de los exús para las curas han obtenido resultados sorprendentes".

Si el solicitante tiene capacidad mediumnímica, cabe la posibilidad de que espontáneamente incorpore la entidad al hacer el pedido. Hay, entonces, que tomar ciertas precauciones.

Cuentan Paes y Maes de Santo, haber escuchado que hay personas que hacen "bajar" a su exú con una frecuencia muy cercana una de otra. Es conveniente que esa incorporación se haga una vez por mes o, en caso de necesidad, hacerlo cada quincena.

El médium deberá tomar ciertas precauciones que ayudarán a un mejor desarrollo de mediumnidad. Por ejemplo, realizar antes y después de cada incorporación baños de descarga. Una vez cada siete meses, dar un ebó de exú en el lugar de preferencia del mismo (Ebó: del yorubá: "ofrenda". Oferta con sacrificio a cualquier entidad). Este ebó deberá tener las tres sangres: mineral, vegetal y animal. Este ebó deberá ser presentado para un exú macho y otro para un exú hembra, pues es para que las dos energías estén siempre auxiliando las corrientes magnéticas del médium. Estos ebó deberán ser presentados luego de caer la noche, en lo posible cerca de la hora que los representa, que es la medianoche, el límite del paso de un día a otro. Esto ocurre con todos los exús excepto con el Exú del Mediodía, en donde las ofrendas y los ebós se deberán entregar en ese horario, también un límite de horas o de día. Nótese que los horarios de los exús son siempre en delimitación de horarios, cambios de luna, etc. Esto representa fielmente su función de Señores de los Límites.

Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

Cuando la persona se dispone a realizar un pedido frente a una entidad "en tierra", es conveniente que algún "cambón" o integrante de la casa le indique la manera en que tiene que pedir y los pensamientos que deberá tener en el momento de hacer la solicitud. Éstas son mejor recibidas en las encrucijadas de caminos, cementerios, portones de los cementerios, calles, en la entrada de un lugasr con vegetación silvestre, playas desiertas, frente a caídas de agua, al pie o en la ladera de una montaña. El pedido debe siempre comenzar con la entrega de una pequeña ofrenda; una botella de bebida alcohólica, un charuto, una caja de fósforos (nunca encendedores) y una vela roja y negra y, generalmente, siete veces esa ofrenda cuando se cumple lo pedido, ofrenda esta última que nada tiene que ver con el "pago" exigido por la entidad.

En lo personal he observado, al asistir a algunas reuniones de candomblé y quimbanda, que las entidades incorporadas parecen ignorar el valor del dinero. En ocasiones (y dejo de lado los casos que considero fraudulentos, es decir, donde el "médium" en realidad se valía de una supuesta incorporación para un reclamo de efectivo) las entidades dejan al pai, babalorixá o responsable del templo fijar los "honorarios" de éste por su trabajo, que el solicitante puede aceptar o no; sus pedidos suelen ser simbólicos, en especias (las ya mencionadas bebidas, una cantidad de velas, animales, flores) y, cuando acuden al dinero, generalmente exigen monedas en gran cantidad -suelen recogijarse con el sonido tintineante de las mismas presentadas en cajuelas de metal- y parecen desconocer el papel billete. Es importante no confundir los trabajos de pedidos de gracias y favores con los ebós, que sólo pueden ser hechos por adeptos regulares del culto.

Elementos de Exú

Los exú manipulan cuatro tipos de elementos, ellos son la sangre animal, la vegetal, la mineral y el fuego.

La sangre animal puede ser de gallina, pollo, gallo, paloma, vísceras, chuletas de carne, etc.

La sangre vegetal puede ser: caña, licores, charutos, cigarrillos, higos, pimienta (generalmente la "negra"), cebollas, aceite de Dendé, etc.

La sangre mineral será: aceros, puñales, monedas, mercurio, cuentas de cristal, aguas, vidrio.

El cuarto elemento es el fuego que todo lo purifica, éste se origina por la quema de pólvora ("fundanga") y las velas.

Elementos de la Pomba Gira

Varían según la Pomba con la que se trabaje, pero hay elementos comunes a todas.

Rosas o claveles, por lo general rojos. Cigarrillos rubios largos o mentolados, boquillas para cigarrillos, aros, anillos, collares. Perfumes de buena calidad. En el caso de la Pomba Gira María Cigana, una pandereta. Otro elemento que agrada a estas entidades son las telas finas como la seda, o prendas finas confeccionadas con exquisitos detalles.

Monedas, siempre 7 o múltiplo del mismo, mejor doradas.

Fetiches: Los fetiches son elementos que tienen una vibración de acuerdo a una entidad.

En ellos se almacena temporalmente la energía de esa entidad. En el caso de la Pomba Gira esos elementos varían según la entidad, pero el principal es el "Tridente Hembra", la "faça" (cuchillo ritual consagrado), y monedas.

Comidas: Son del gusto de ella las siguientes: cebolla rosada, cortada en rebanadas redondas. Huevos duros, pelados y cortados de la misma forma. Pollo o gallina roja o negra, pata negra o roja. Tomate cortado en rebanadas redondas. Palomas negras.

Chuleta de hígado frito en aceite dendé, aunque algunas Pombas aceptan el h ígado crudo bañado con este aceite. Una ofrenda servida podría estar constituída así: siete chuletas de hígado, dos huevos duros cortados en 7 rebanadas, un tomate en siete rebanadas, una cebolla cortada de la misma forma, todo rociado con aceite dendé y pimienta negra o "de la costa". Se le entrega en un "alguidar" (plato de terracota o arcilla basto).

Se entiende que las entidades no consumen físicamente las ofrendas, sino absorben su energía vital o flu ído astral. De allí lo peligroso que puede resultar que a posteriori un ser humano ingiera los mismos. Los despachos o entregas de ofrendas nunca deben ser arrojados a la basura o en el resumidero, a menos que se esté haciendo una "demanda" para una persona a la que se quiere perjudicar.

Comida de Exú: La comida de Exú es de lo más variada, y acostumbran sus acólitos a decir de él que "tiene buena boca y mejor estómago". Pero las preferidas suelen ser: chuleta ("churrasco") de carne frito con aceite dendé, carne cruda con aceite dendé, pimienta y ajo, gallos y pollos negros o negros con rojo jaspeado, condimentados con abundante ajo, ajíes picantes y cebolla blanca cortada en rebanadas. El churrasco frito para Exú recibe el nombre de "erampateré".

Fetiches de Exú: Uno de los fetiches de Exú es el "Tridente Macho". Otros son las siete punteras, la faça, la "tronquera" o "troquera" (depresión del terreno donde se le hacen sacrificios) y un cuerno (que representa la abundancia).

Kelé o "guía" de Exú: El "kelé" o guía de Exú, es el collar con que se le devociona. Debe realizarse con cuentas rojas y negras (de siete en siete) lavado ritualmente con siete hierbas seleccionadas y empleado por el médium durante las sesiones, dejándolo sobre la entidad -o a sus pies- mientras no se le emplea.

Es fundamental el empleo, ya sea en el terreiro y durante los trabajos, de los "pòntos riscados" ("puntos marcados") símbolos como talismanes o amuletos -es interesante esta correspondencia, sobre todo sabiendo que se trata de enseñanzas milenarias africanas aparentemente independientes del ocultismo medioeval tan afecto a estos diseños- que se trazan con "pemba" o tiza consagrada virgen de diversos colores, sobre el suelo. Mientras se efectúa el trabajo, el oficiante entona los "pontos cantados", letan ías evocativas, acompañadas o no de música.

Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

(De izquierda a derecha)

Exú Pomba Gira, Pomba Gira Das Almas, Pomba Gira Do Cruceiro, Exú María Padilha.

Exú María Quitería, Exú Pomba Gira, Exú María Mulambo, Exú María Mulambo.

Pomba Gira Da Calunga, Pomba Gira Cigana Exú María Padilha, Exú María Padilha.

Pomba Gira Reina, Pomba Gira Da Praia, Pomba Gira Menina, Exú Mirim.

Exú Pagáo, Exú Morcego, Exú Arranbca Toco, Exú Mulambo.

Exú Mangueira, Exú Marabó, Exú Mangueira, Exú Sete Sombras.

Exú Tata Caveira, Exú Sete Porteiras, Exú Tata Caveira, Exú Veludo.

Exú Veludo, Exú Tranca Tudo, Exú Da Meia-Noite, Exú Ganga.

Exú Toquinho, Exú Tranca Gira, Exú Sete Poeiras, Exú Tranca Ruas.

Exú Tranca Ruas, Exú Dos Ventos, Exú Corta-Corta, Exú Quirombó.

Luz y sombra de los cultos afrobrasileros III

Exú Bará, Exú Brasa, Exú Calunga, Exú Maré.

Exú Das Matas, Exú Marabó Toquinho, Exú Veludo, Exú vira Mundo.

Exú Zé Pilintra, Exú Tronqueira, Exú Tranca Ruas, Exú Sete Chaves.

Exú Sete Cruces, Exú Sete Encruzas, Exú Sete Pedras, Exú Pemba.

Exú Pimenta, Exú Pinga Fogo, Exú Pedra Negra, Exú Malé.

Exú Lonan, Exú Lucifer, Exú Do Lodo, Exú Rey.

Exú Sete Covas, Exú Sete Catacumbas, Exú Do Fogo, Exú Caveira.

Exú Capa Preta, Exú Do Cemiterio, Exú Lalu, Exú Kaminaloa.

Exú Gira Mundo, Exú Tirirí, Exú Tira Teima, Exú Calunga.

Exú Da Capa Preta, Exú Calunguinha Do Mar, Exú Caveira, Exú Marabó.

Limpieza de descarga de exú

Esta limpieza se realiza, si es en un templo, frente a la "casa" del exú. Si es en otro lugar, frente a la puerta de acceso, en lo posible dejando la puerta un poco abierta.

Se "risca" el o los puntos de los exú -o del exú- con los que se va a realizar la limpieza.

A este riscado se le agrega "fundanga" en los extremos superiores (hay sacerdotes que recubren todo el riscado con fundanga) y luego se va encendiendo esa fundanga con fósforos de madera, desde atrás hacia adelante, es decir hacia la puerta de calle, colocándose la persona detrás del ponto riscado -nunca delante de él- cuando va a encenderla. Cada vez que enciende un riscado (cuando haya hecho más de uno) se limpiará con algodón o trapo limpio, se arrojará whisky sobre el riscado, saludando en ese momento al exú al cual pertenece. Antes de comenzar, se enciende una vela de exú junto a la puerta de entrada, y cuando el oficiante se retira del lugar, sale caminando hacia atrás, por lo menos tres pasos, arrojando los desperdicios (fósforos usados, trapos con los que se borraron los riscados, sobrante del whisky, etc.) en un cruce de caminos a más de setecientos metros -cuanto menos- del lugar. Se trabaja a las 18 o a las 24 horas.

Apertura de caminos con exú o pomba gira

La persona a la que se desea "destrabar" se dirigirá a la medianoche a una encrucijada con una gallina joven de color rojo o rojo jaspeado con negro. Se le atan con una cinta roja y otra negra las patas, las alas, el pico, todo esto tratando de no dañar al animal. Lleva además una vela del color correspondiente a la entidad, cigarrillos, bebida, fósforos de madera.

Llegado al sitio, procede a encender la vela, enciende el cigarrillo o charuto repitiendo algún cántico para la entidad, abre la bebida y derrama el contenido formando un círculo alrededor de los presentes. Se toma la gallina y se la pasa sobre la persona objeto de la ofrenda, sin llegar a hacer contacto con ella. Mientras se efectúa este movimiento, se va pidiendo liberación de todas sus trabas, apertura de los caminos o el deseo específico, tras lo cual, desatando las cintas que inmovilizaban al animal, se dicen las palabras "... así como desato a este animal, así desata y abre los caminos de... (se dice el nombre de la persona)". Se agradece a la entidad actuante, y se deja en libertad al animal. Luego se depositan en el lugar las ofrendas de comida, bebida, presentes, etc., así como el pago convenido.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a Curso de autodefensa psíquica


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Cómo tratar a personas difíciles
Todo el mundo ha tenido que tratar en alguna ocasión con ellos: entorpecen el... [13/11/01]
264.474  
2. Cómo superar el miedo a volar
¿Le dan pánico los aviones? ¿Siente un sudor frío cada vez que pisa un aeropuerto?... [04/03/02]
13.248  
3. El arte de dirigir tu propia vida
El "liderazgo personal" es el rol que adoptamos todos para dirigir nuestra vida y... [14/01/03]
46.387  

Capítulos del curso


El blog de mailxmail|¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


¿Recibir novedades de Psicología? ¡No te costará nada!