La acreditación de competencias profesionales es la mejor manera de poner en valor tu experiencia laboral y tu formación ligada a una actividad profesional.

Las Administraciones convocan periódicamente procedimientos de acreditación de competencias profesionales para todas aquellas personas que han  adquirido conocimientos profesionales desarrollando una actividad laboral, remunerada o no, y no tienen titulación, ya sea por no haber realizado estudios de formación o por haberlos abandonado para integrarse al mercado laboral.

Requisitos

Para poder participar en las convocatorias hay que tener:

  • Nacionalidad española
  • Certificado de residente comunitario
  • Tarjeta de familiar de ciudadano de la Unión Europea, o ser titular de una autorización de residencia y trabajo en España en vigor
  • Tener 18 años si la inscripción es para una cualificación profesional de nivel I
  • Tener 20 años si es para cualificaciones profesional de nivel II y III.

También se requiere una experiencia laboral de:

  • 1200 horas mínimas trabajadas para competencias de nivel I
  • 2000 horas mínimas trabajadas para competencias de nivel II y III.

La formación relacionada con las competencias que se quiera acreditar debe ser de

  • 200 horas para cualificaciones de nivel I
  • 300 horas para cualificaciones de nivel II y III.

Convocatorias

Cada convocatoria se centra en determinados ámbitos profesionales para ajustarse a diversos perfiles laborales.

La mejor manera de informarse y saber para qué sectores profesionales hay convocatoria, es acudir a las páginas web de las Consejerías de Educación de cada Comunidad Autónoma, a la páginas del Ministerio de Educación o de manera presencial en Centros de Educación de personas adultas, de ESO y FP, Ayuntamientos o Cámaras de Comercio.

fp

Una vez inscrito hay que demostrar los conocimientos adquiridos en el desarrollo de tu competencia profesional para poder obtener una acreditación con validez en todo el territorio nacional y las orientaciones necesarias para obtener una titulación.

Documentación necesaria para justificar la experiencia laboral

Si eres trabajador/a asalariado/a:

  • Original o copia compulsada del certificado de la Tesorería General de la Seguridad Social o de la mutualidad a la que estés afiliado, donde conste la empresa, la categoría profesional y el periodo de contratación.
  • Original o copia compulsada del Contrato de Trabajo o certificado de la empresa donde hayas adquirido la experiencia laboral, en la que conste específicamente la duración de los periodos de prestación de los contratos, la actividad desarrollada y el intervalo de tiempo en que has realizado dicha actividad.

Si eres trabajador/a autónomo/a o por cuenta propia:

  • Certificado de la Tesorería General de la Seguridad Social de los periodos de alta en la Seguridad Social en el régimen especial correspondiente.
  • Descripción de la actividad desarrollada y tiempo en el que lo has realizado.

Si te encuentras en situación de desempleo:

  • Copia sellada de la Tarjeta de demandante de empleo.

Si eres voluntario/a o becario/a:

  • Certificado de la organización donde hayas prestado el trabajo.

Documentación necesaria para justificar la formación relacionada con el sector profesional que establezca la convocatoria:

  • Documento que acredite los contenidos y las horas de la formación relacionada con las competencias profesionales que se quiere demostrar.
  • Documentación que creas conveniente aportar para completar y justificar tus conocimientos profesionales.

Si no tienes documentación acreditativa

En caso de no poseer documentación para poder justificar la experiencia profesional o la formación en el sector, si eres mayor de 25 años se puede solicitar la inscripción provisional en la convocatoria para proceder a una valoración de cada situación y decidir si se da luz verde al procedimiento para la acreditación.

  1. Gerardo de Jesús Murillo Higuita
    Gerardo de Jesús Murillo Higuita Dice:

    En el mundo 173 países han ratificado el convenio 111 de 1958 Discriminación empleo y ocupación y en el mismo año la OIT crea la clasificación internacional uniforme de ocupaciones CIUO, en su mayoría de estos países se ha creado una clasificación nacional de ocupaciones correlativa con la internacional; el anterior proceso permite el nombre de la educación y procesos laborales con reconocimiento internacional.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *