Aunque poco a poco se retoman algunas actividades, la influencia del COVID-19 en distintas partes del mundo sigue vigente; en el caso de la economía, más aún. Ya comienzan a verse las consecuencias de una crisis global de la que España forma parte.

En este contexto, Juan Francisco Corona, académico en Economía Aplicada y director general del Instituto de la Empresa Familiar (IEF), formó parte de “Las empresas familiares, clave de la reactivación económica”. Esta fue una conferencia virtual organizada para los alumnos y ex estudiantes de EAE Business School.

MBA - Máster en Dirección y Administración de Empresas
EAE Online – Blended
Precio a consultar
Ver más
Máster en Dirección Comercial y Gestión de Ventas.
EAE - Business School
Precio a consultar
Ver más

Durante su intervención, el especialista reflexionó sobre el rol de las empresas familiares dentro de la reactivación de la economía en un escenario marcado por la influencia del COVID-19. En concreto, consideró que sin la ayuda de las empresas familiares no se puede avanzar hacia una salida de la crisis. Teniendo en cuenta esto, Juan Francisco Corona consideró que es importante apoyarlas porque, de lo contrario, “la economía española sufrirá mucho”.

Como parte de su participación, moderada por Francisco Javier Macías, profesor de EAE Business School, Corona comparó la crisis actual con aquella generada en el año 2008. Una de sus conclusiones es que resulta conveniente reconocer que ambos escenarios son distintos. Desde su perspectiva, de la primera crisis económica las empresas salieron fortalecidas y algunas lograron internacionalizarse e instalarse en mercados como China. Precisamente, este es uno de los sectores más afectados debido a que el país asiático fue el epicentro de la pandemia hasta hace no mucho.

Sin embargo, en relación con el presente, Corona consideró que las empresas familiares están mejor preparadas para escenarios adversos y cuentan con “mayor capacidad productiva”. Es por esto que están capacitadas para atender demandas de una manera más directa. Sin embargo, no es tan sencillo ya que “la demanda no podrá dar salida a tal producción”.

Entonces, se trata de generar capacidad productiva tanto en el consumidor como en las empresas, desde el punto de vista de Corona. De lo contrario, uno no podrá apoyar o contar con el otro como parte de la relación comercial clásica. Para que esta sea efectiva será necesario que ambas partes cuenten con fluidez monetaria.

Una crisis global

Aunque la crisis sea internacional y casi ningún país se ha librado de ella, hay que tener en cuenta que cada caso es particular. En ese sentido, Corona consideró que este contexto no afectará de la misma manera a España que a Alemania, por ejemplo. Apoyándose en pronósticos, recordó que el PIB de Alemania caerá cerca de 2,2%; en cambio, en España se estima que cederá entre el 9% y el 14%. En esto influyen diferencias entre los sistemas productivos de las naciones, así como otras cuestiones.

Profundizando en el caso español, el país cuenta con un sistema apoyado en los servicios con especial influencia del turismo. Durante la crisis de 2008, este sector funcionó de buena manera; sin embargo, en esta oportunidad es el más afectado. Por tanto, hay que tenerlo en cuenta dentro del análisis.

¿Cómo respondieron las empresas familiares ante la pandemia?

Aunque el escenario sanitario, emocional y económico fue y en algunos sentidos sigue siendo bastante complicado, desde el punto de vista de Corona las empresas familiares respondieron de buena manera ante la adversidad. A tal punto que, según el especialista, algunas de ellas podrán sobrevivir un año en el actual escenario. Aunque matizó, considerando que el tamaño de las empresas influye en lo anterior: “a medida que el tamaño de la empresa disminuye, la tasa de supervivencia también desciende”.

Para prevenir o reducir el impacto de la pandemia, el especialista recomendó establecer estrategias y alianzas proyectadas hacia el crecimiento y la expansión, ya que las proporciones de las empresas contribuirán a su fortalecimiento. Junto a esto sugirió que las organizaciones replanteen su negocio, teniendo en cuenta la posibilidad de otra crisis. Corona recordó que en los últimos años se vivieron situaciones similares pero que habían sido controladas, hasta la actual que alcanzó niveles no vistos desde hace muchos años.

Acerca de la responsabilidad del Estado en la crisis, una de las medidas que podría tomarse para respaldar a las empresas familiares es establecer un marco fiscal orientado a fomentar la capitalización de las compañías y la necesidad de generar acuerdos que faciliten la internacionalización a las organizaciones para que puedan seguir creciendo y, por tanto, contribuyendo en el mercado y en la dinámica de la economía.

Para concluir, Juan Francisco Corona valoró de buena manera que muchas empresas familiares adaptaran sus dinámicas productivas y de negocios. Esa transformación de sus instalaciones, la creación de pequeños fondos económicos dedicados a otro tipo de gastos y materiales, influyeron en la reacción positiva que tuvieron y en su faceta solidaria, acercándose a través de donaciones de alimentos y otros productos a aquellos que no tienen acceso a ellos.

¿Quieres descubrir toda la oferta formativa del EAE – Business School? Ponte en contacto con Emagister y te ayudaremos a encontrar el curso perfecto para ti.

Si eres ya un estudiante de este centro y deseas contarnos tu experiencia, ¡deja tu opinión gracias a este formulario y ayuda otros estudiantes como tú a escoger mejor!

International MBA
EAE-UPC
Precio a consultar
Ver más
Executive MBA
EAE-URJC
Precio a consultar
Ver más
, ,
Descubre la oferta formativa de EAE - Business School

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *