Como ya todos los sabemos, el cambio climático es una realidad a la que todos nos debemos enfrentar. Las malas prácticas y costumbres de nosotros los seres humanos, nos han llevado a un punto en el que nuestro medio ambiente se ha deteriorado de tal forma que ya hemos empezado a notar muchos cambios negativos en él, uno de los puntos claves para contribuir de manera positiva es la buena gestión de los residuos inertes

Con base en ello, muchas personas poco a poco se han ido concientizando sobre la adopción de nuevos hábitos que permitan reparar en cierta medida el daño que hemos causado. Por ejemplo, el reciclaje, sin duda, es uno de los más grandes aportes para mitigar los efectos del cambio climático. Por ello, en este post te contamos cuál es la importancia de reciclar y cómo puedes contribuir con un granito de arena para mejorar la situación actual.

¿Qué es un residuo?

Se entiende como residuo una sustancia u objeto que ha sido desechado. Se clasifican teniendo en cuenta su procedencia, su composición y el nivel de peligrosidad que representa.

Clasificación de los residuos

  • Residuos según su origen

En este apartado, existen diversos tipos de residuos. Por ejemplo, tenemos los residuos domésticos, que se refieren a los desechos que se generan dentro de los hogares en cualquier actividad doméstica. En este caso, también se cuentan los residuos provenientes de industrias o empresas, que son muy similares a los de los hogares.

Por otra parte, están los biorresiduos, que son aquellos objetos o materiales biodegradables. Principalmente, son los residuos alimenticios que resultan de restaurantes, hogares, o inclusive, las actividades de jardinería.

Para finalizar esta categoría tenemos los residuos mineros que, como su nombre lo indica, son deshechos que se generan a partir de actividades extractivas de recursos minerales en suelos.

  • Residuos según su composición

En este caso, se refiere a los componentes principales de los desechos, así que, estamos hablando de residuos orgánicos (se componen de carbono principalmente) e inorgánicos.

  • Residuos según su peligrosidad

Dentro de esta clasificación encontramos los residuos inertes, peligrosos o tóxicos, y los no peligrosos.

Residuos inertes

Los residuos inertes corresponden a aquellos elementos que no sufren transformaciones físicas, químicas o biológicas, tampoco son tóxicos ni representan riesgos para la salud.

Es importante tener en cuenta que este tipo de residuos no son biodegradables, dada su condición de conservar su forma y componentes originales, así que, el reciclaje de estos elementos puede ser un poco difícil.

Complicaciones de los residuos inertes

Por lo general, este tipo de residuos provienen de las industrias o de la construcción y demolición. El problema radica principalmente en que, dado su origen, estos residuos suelen ser materiales de construcción o elementos de gran volumen, lo que hace prácticamente imposible depositarlos en los contenedores tradicionales que están dispuestos para la recolección de otro tipo de residuos. Por ello, es fundamental realizar una buena gestión de este tipo de deshechos.

Para regular este tema, se expidió un Real Decreto que controla la producción y gestión de estos residuos. Allí, se indica que la recolección de este material debe llevarse a cabo por una empresa especializada en la logística de estos elementos.

¿Te interesa conocer toda la oferta educativa que IELOGIS tiene disponible para ti? Si es así, contacta ahora a uno de los profesionales de Emagister para que te guíe en el proceso.

O si ya formas parte de la comunidad de estudiantes de este centro, puedes compartir tu experiencia con los futuros alumnos en este formulario.

, , , ,
Descubre la oferta formativa de IELOGIS

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *