Si ocupas un alto puesto ejecutivo, eres directivo de una firma importante o tu carrera profesional se está disparando a un nivel superior, es muy probable que en algún momento se cruce en tu camino un headhunter. Para que llegado ese día sepas qué necesitan estos profesionales del reclutamiento de talentos, te recomendamos seguir leyendo y tendrás claro qué es lo que buscan durante el proceso de selección.

  • Una formación completa

Un perfil académico brillante es, por supuesto, una llamada de atención para los headhunters. Pero licenciaturas y diplomaturas no son suficientes, así que lo ideal es que además puedes aportar un curriculum formativo complementario. El haber hecho un máster, algún posgrado, cursos, talleres o seminarios aumentan considerablemente tus posibilidades de ser seleccionado. Si además participas como ponente en conferencias, presentaciones y debates, o incluso si eres tú quien imparte cursos o clases sobre tu especialidad, entonces tiene un extra añadido.

  • Estabilidad  

Tan malo es  haber cambiado varias veces de trabajo en un corto período de tiempo como llevar demasiados años asentado en un mismo puesto. Lo primero da a entender que no llegas a comprometerte al máximo con tus responsabilidades, carencia de tenacidad, que te has dejado vencer pronto por posibles adversidades, no tienes clara tu dirección en el mundo directivo o falta de adaptación a la empresa. Si estás en el escenario contrario puede que se interprete como que te has acomodado y no tienes  iniciativa para buscar nuevos desafíos donde superarte.

  • Objetivos definidos

En consonancia con el punto anterior, el headhunter querrá descubrir qué es lo que buscas, cuál es tu motivación para buscar un nuevo puesto y, sobre todo, corroborar que tienes unos objetivos claros y definidos, que sabes dónde quieres llegar y qué peajes estás o no dispuesto a pagar. No convencerás a tu entrevistador si te muestras ambiguo sobre tu futuro o si das a entender que el dinero es una clave para el cambio.

  • Combo de capacidades

De un alto directivo se tiene expectativas muy altas por lo que el headhunter tratará de asegurarse que posees todas las capacidades necesarias para gestionar con éxito una empresa. Tendrás gran parte del camino ganado si demuestras sentido común, eres creativo, tienes el don de la persuasión, haces gala de unas buenas habilidades sociales, te mueves como pez en el agua a la hora de gestionar  y comunicar, sabes mostrar tu capacidad de liderazgo, pero sin perder humildad, eres un experto en tolerancia al estrés, tienes carisma y personalidad, manejas sin problema la toma de decisiones,  hablas varios idiomas, conoces las redes sociales, te eriges como un solucionador de problemas nato, tienes visión estratégica de negocio, eres proactivo,  y además envuelves todas esas cualidades en una exquisita ética profesional y en unos valores sólidos.

  • Logros acreditados

Dar a conocer y poder demostrar tus éxitos es un punto a favor. Resultados tangibles, cifras y éxitos profesionales han de ser tu mejor carta de presentación para que el headhunter se sienta atraído por ti y quiera tenerte en sus filas para que reproduzcas o, mejor aún, incrementes esos mismos logros en su empresa. El valor de tu perfil subirá si aportas referencias valiosas que hagan ver cuán importante es tu red de networking y cuánto te aprecian esos contactos.

  • Estar al día

Gánate al headhunter demostrando tus sobrados conocimientos acerca de la actualidad de tu sector, cuáles son puntos fuertes y cuáles sus debilidades, hacia dónde se dirige… Para ello deberías leer las publicaciones especializadas, estar activo en las redes siguiendo a los gurús adecuados, renovarte constantemente con formación y participar en conferencias, debates y charlas. Pero además para un puesto de alto nivel se busca a alguien que esté bien informado de la actualidad política, económica y social, tanto nacional como internacional.

  • No todo es trabajo

Hay muchas actividades fuera del entorno laboral que serán también muy tenidas en cuenta e incluso, en ocasiones, pueden ser lo que incline la balanza final hacia uno u otro candidato con perfiles muy similares. Los deportes que practicas, tus gustos e intereses, tus actividades de ocio, la participación activa en asociaciones u ONG pueden dibujar un esbozo bastante acertado acerca de la personalidad del candidato y de sus valores.

, , , ,
  1. Edison Ricardo Macias Zambrano.
    Edison Ricardo Macias Zambrano. Dice:

    Yo quisiera ser uno de esos pero en estos momentos no hay empresas q den esas facilidades u oportunidades ya uno hace tanto sacrificio para estudiar y ser un profesional y luego se quedan los estudios solo en oportunidades y nada más porq faltan muchas empresas donde uno como Profesional pueda desembolverc como tal.

    Responder
    • Chus García
      Chus García Dice:

      Muchísimas gracias por vuestros comentarios, nos ayudan a mejorar y seguir ofreciéndoos contenidos de calidad.

      Tomamos muy buena nota de vuestras sugerencias de cara a próximos artículos. 🙂

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *